Una aventura llamada hermanos

http://prettytallstyle.com/birkof/1320 Si bien es cierto que algunas historias dicen que la persona que más amas es a tu mama y tu papa, la historia termina luego de que llega tu pareja y te arrebata de sus brazos, y finalmente llegan tus hijos y te arrebatan de tu pareja. Ante esta lucha del querer cada quien aprende a equilibrar las cosas de la mejor forma que puede o sabe.

rencontres sГ©rieuses femmes russes Sin embargo hay un amor fraternal y a veces hasta gracioso cuando hablamos de los hermanos.

http://vahidsport.com/pltyte/factore/1665 A la final todos los que mencione antes se conjugan para ser parte de esa ciencia tan complicada que es el amor transformándolo equitativamente de forma diferente. Y es cuando empiezas a decirte (por lo menos yo), que el querer es extraordinario, porque decir que quieres más a tus hijos que a tu mama es imposible. Y que quieres más a tu pareja que a tu mama es peor.

http://bossons-fute.fr/?fimerois=rencontre-pluton&8c6=6e Pero los hermanos siempre están ahí, silentes pero presentes, algunos más escandalosos que otros. Otros más cercanos, algunos más lejos, hay de todo tipo.

rencontre femme mariée 77 Lo que sí es cierto es que hablar del mío, me trae siempre gratos recuerdos, porque sí algo hacíamos era reírnos. Hasta de los peores momentos sacábamos un chiste.

check Con mi hermano aprendí el valor de compartir, y también el de no compartir jaja cuando quedaba una última galleta. Aprendí a sentir la alegría de sus logros y a vivir la preocupación de sus tristezas como sí fueran mías. Aprendí. a apoyarnos y a querernos, a pelearnos y contentarnos. Pero sobretodo aprendí que aún estando separados nos seguimos amando como siempre y nos podemos reír del mismo chiste mil veces hoy, mañana y siempre. Lo admiro y doy gracias a Dios por haberme enviado un hermano como el.

converse made in the usa dating Feliz cumpleaños hermano te quiero y te deseó todo lo mejor hoy siempre.

mejores destinos del caribe para solteros Abrazos de Oso y besitos de coco

Si tuvieras que escribirte una carta que te dirías?

Hace unos días vi un video en el que unos profesores de secundaria hicieron una carta, en donde se escriban así mismos en su época de adolescentes.

Me encanto el ejercicio, bastante emotivo por cierto y me pareció bonito compartirlo con ustedes, ya que todos fuimos jóvenes con preocupaciones normales sobre como sería nuestra vida de adulto. Aquí les va la mía.

“Querida Gaby,

Definitivamente escogiste la carrera correcta, es la que te va ayudar para todo en la vida, tendrás altos y bajos pero vas por buen camino, por que te enseñara a pensar y a resolver todo tipo de problemas.

Encontrarás a alguien que te va a amar tal como eres, y tendrás dos niñas que te harán entender la relación con tu mama, dándote cuenta un día que eres igual a ella.

La mayor se parece mucho a ti en el carácter, bueno por lo menos eso dirá su papa ;-). La menor te enseñara lo que tanto te preocupaba, “Amarla con la misma intensidad que a la primera”.

Te darás cuenta que todo pasa, la gente, los amigos, los trabajos, pero sobre todo el tiempo y que se crecen rápido por lo que tendrás que disfrutarlas y amarlas con locura.

Ten paciencia y lo más importante es que nunca te olvides de que todo va estar bien.”

Y tu que carta te escribirías?

Lactancia materna una historia de amor – odio

Voy a comenzar este post diciendo que soy 100% pro lactancia materna, pero dado a la falta de información, en mi primera experiencia fue bastante difícil.

Todo comenzó cuando me entregaron a mi primer angelito. Ella apenas conociéndome luego de regresar de la sala de bebés, cayó en manos de una mama que no sabía que hacer y que pensaba que todo iba a fluir naturalmente. Adicionalmente la enfermera que me la entrego no colaboró en absolutamente nada simplemente y como sí fuera cualquier cosa me dijo “pegatela”. El parto se había adelantado una semana y por vivir fuera del país no había llegado nadie de la familia que pudiera apoyarnos en esos días, salvo los amigos que habíamos conocido hasta el momento. Luego de eso empezó una guerra campal en donde mi hija no succionaba con suficiente fuerza por lo que yo no producía suficiente leche y ella no se alimentaba bien del todo durmiendo periodos muy cortos y ninguna de las dos descansaba, (o al menos eso creía). Estaba muy pero muy agotada (por no decir otra palabra

El Primer Hijo

Desde hace tiempo la idea de iniciar un blog de vivencias de madres me había llamado la atención, pero entre una y otra cosa no lo había hecho. Hay tanto que contar, tanto que compartir, que no me canso. En esta era de la nueva crianza y a la vez tiempos tan complicados quise formar parte de esas madres blogueras que toman un pedacito de su tiempo para contar sus experiencias y ayudarnos en esta ardua tarea que es criar a un ser humano.

Es por ello que quise comenzar con un título como “El primer hijo”, o mejor dicho “El primer conejillo de India”, porque después que tienes el segundo te das cuenta que todo lo que hacías antes se flexibiliza o se hace más fácil. Empezando desde la lactancia materna, hasta la pregunta de quien lo va a cuidar.

Al principio fue una tarea difícil, pero como todo lo que se ama en la vida, y más si se hace con amor lo fuimos logrando.

Creo que lo más complicado en mi caso, y se que el de muchas madres es sí lo estamos haciendo bien. Si hace todo lo que corresponde a su mes, si habla, camina, corre, habla tres idiomas cuando sólo balbucea, etc. Créanme que es como una olla de presión, y pasa sobretodo en el primer año de vida del bebe, hasta que te das cuenta que cada niño es único e inigualable, que su sonrisa llena tu mundo y todo lo que hay en el, no importa lo que haga es único y especial, para ti siempre será querido y el mejor. Y te darás cuenta que amarlos es la mejor distracción que tienes.

A las mamás que están por iniciarse o que ya lo son, les digo que no están solas y que en las redes sociales, hay un montón de información que nos ayuda a entender que las cosas sólo no pasan con nuestros hijos.

Para ellos somos los súper héroes que admiran, no importa si los regañamos, estamos cansados para jugar o nos quedamos dormidos contando un cuento, simplemente nos aman y con ese amor limpio debemos amarlos a ellos, así estaremos formando adultos felices y aportando un granito de arena para una ciudad, un país y un mundo mejor.

Nos vemos en el próximo Post ☺️.